Gente PVNutrición Sana

La Enfermedad de Cushin, qué es y cómo reconocerla.

big weighing himself on whiteLa Enfermedad de Cushing es una alteración hormonal extraña que se produce por el exceso de la hormona cortisol en el cuerpo, y es una condición que muchas personas desconocen.

Aquí te cuento  de qué se trata y cómo reconocerla. Mucho ojo queridos lectores, pues esta condición aunque es poco común, puede ocurrir dentro de tu hogar, y tal vez la podemos dejar pasar sin darle mayor importancia, y ¿por que creo que la dejamos pasar? es porque no tenemos el hábito de revisión anual mínimo al médico, o no hay  cultura de la prevención, ni la curiosidad de saber más sobre salud, sobre medicina y sus avances, sobre nutrición, etcétera, así que mantente alerta en cualquier cambio, incomodidad o algo inusual en tu cuerpo.

La Enfermedad de Cushing es un trastorno poco común del sistema endócrino, se caracteriza por un exceso de cortisol, generalmente provocado por un tumor benigno o por un crecimiento excesivo en la hipófisis. La hipófisis es una glándula localizada en la base del cerebro (también se le conoce como glándula pituitaria) que produce la hormona corticotropina (ACTH, por sus siglas en inglés), que le da la señal a las glándulas suprarrenales (que se encuentran arriba de los riñones) para producir cortisol.

El sistema endócrino o endocrinológico cuenta con 8 glándulas importantes (el hipotálamo, la hipófisis, la tiroides, las paratiroides, las suprarrenales, la pineal, el páncreas y las glándulas reproductoras -que a su vez incluyen a los ovarios y a los testículos). Por eso, este sistema tiene un rol decisivo en la regulación del estado de ánimo, el crecimiento, el desarrollo, las funciones de los tejidos y del metabolismo, así como la función sexual y los procesos reproductivos.

¿Qué función tiene el cortisol?

El cortisol es una hormona que normalmente se secreta en situaciones estresantes y que, además, tiene otras funciones importantes.

 

Entre ellas: contribuye al control de la presión arterial; ayuda a disminuir la respuesta del sistema inmunológico y contribuye al metabolismo del cuerpo controlando los carbohidratos, las grasas y las proteínas. Lo hace estimulando la producción de la glucosa (azúcar) del hígado cuando necesita producir glucosa para alimentar a las células del cuerpo y moviliza a ciertos aminoácidos (que son los precursores de las proteínas) de los tejidos, por otro lado, cuando el cuerpo necesita conservar energía para la absorción de la glucosa por las células, empieza a utilizar energía de los adipocitos (las células de grasa).

Muchos de los síntomas que indican la presencia de esta enfermedad suelen confundirse con las de otras más comunes. Por ejemplo, para empezar a tener en cuenta al medico, entre las principales señales que te deben llevar directo a consultar con un(a) endocrinólogo(a) –que es el médico que se especializa en los trastornos hormonales- se encuentran:

  • Aumento de peso y/u obesidad central (acumulación de grasa en el abdomen con brazos y piernas delgados)
  • Cara de luna llena (redonda y enrojecida)
  • Estrías (marcas de estiramiento) en el abdomen, los muslos y los senos
  • Joroba de búfalo (colección de grasa en la parte de atrás del cuello)
  • Acné o infecciones en la piel que vuelven una y otra vez
  • Aparición de moretones (morados) con facilidad y heridas que tardan en sanar
  • Crecimiento de vello en exceso y en lugares que no son típicos en  mujeres, y también pérdida del cabello.
  • Debilidad muscular y fatiga severa, dolores de espalda (lumbalgia).
  • Depresión, ansiedad, irritabilidad
  • Impotencia o disfunción eréctil
  • Osteoporosis y Menstruación irregular o ausente
  • Enfermedad cardiovascular
  • Alteraciones en el apetito, en la memoria y/o en el sueño

Cuidado de su salud nutricional

Dado que este trastorno puede afectar las maneras en que el organismo procesa algunos alimentos, es recomendable que consulte con el médico o con un dietista certificado que pueda ayudarle sobre los aspectos de su dieta.

A continuación alguna sugerencia que le ayudarán a mantener una alimentación más saludable:

 

1.- Limite el consumo de sodio: El exceso de sodio puede afectar la presión arterial y causarle hinchazón y aumento de peso. Por eso, siga estos consejos: No le añada más sal a la comida y evite la comida preparada con sal añadida.

2.- Asegúrese de recibir diariamente una cantidad suficiente de calcio y vitamina D

Las personas que tienen la enfermedad de Cushing frecuentemente llegan a sufrir osteoporosis (huesos frágiles). El calcio y la vitamina D pueden ser importantes para fortalecer los huesos.

3.- Trate de mantener el colesterol bajo control. La enfermedad de Cushing puede provocar el aumento de los niveles de colesterol. Por eso, trate de limitar su ingesta de comidas con grasa; consuma productos lácteos (como leche y queso) que sean bajos en grasa.

4.- Los niveles elevados de azúcar en la sangre podrían requerir cambios especiales en la alimentación. Recuerda que muchos de los signos y los síntomas de la enfermedad de Cushing pueden ser causados por enfermedades más comunes. Por eso, antes de alarmarte, es importante que hables detalladamente acerca de lo que sientes con tu médico o asesor de salud, para que pueda solicitar los estudios necesarios para determinar la causa de tus molestias y pueda establecer el tratamiento adecuado.

 

La Enfermedad de Cushing puede provocar distintas complicaciones, como:

Osteoporosis y fracturas relacionadas a la osteoporosis, Diabetes, Hipertensión o presión alta. Alteraciones en los niveles de lípidos (grasas en la sangre), Infecciones, Cálculos en los riñones, Problemas cardíacos, como exceso de coagulación de la sangre, Disminución en la función tiroidea (hipotiroidismo), Infertilidad, entre otros.

 

Comparte esta información con tus familiares y amigos, y por supuesto, si tienes síntomas o dudas acerca de esta enfermedad, consulta con tu médico.           

 

Gracias por tu tiempo y disposición de aprender más, es muy importante que estés alerta a todos los cambios en tu cuerpo. Tarea para ti: Chequeo general, análisis de sangre, visita al nutriólogo (a).Uno de los desordenes o desequilibrios hormonales es tu aumento de peso o exceso de grasa abdominal o general. Visítame PEDIATRI-K Prisciliano Sánchez 550 interior 203 Pitillal. Edificio Media Luna, teléfono para citas 224 7543 y 3221392402 escribe y con gusto te respondo:  fabyluchis911@hotmail.com Es para mi un placer atender y servirte.