Cultura emprendedora

El pasado fin de semana estuve en la Ciudad de México, como siempre todo un privilegio para mi visitar la Facultad de Contaduría y Administración de la Universidad Nacional Autónoma de México (FCA-UNAM); convivir en sus instalaciones con personalidades de las cuales nunca se termina de aprender, en verdad momentos inolvidables. Ahí flotó en el ambiente la mejor de las intenciones por engrandecer a México, no solamente con mensajes llenos de calidad informativa, sino de esencia por sus cifras y perspectivas futuras. El comentario no tendría soporte si se olvidara la destacada participación del doctor Juan Alberto Adam Siade, presidente de la ANFECA y director de la Facultad de Contaduría y Administración de nuestra máxima Casa de Estudios.

Insisto; el emprendimiento está entre las estrategias prioritarias de nuestro país, esto a partir del ejemplo de generaciones de triunfantes proyectos de inversión llevados a la escena económica nacional con éxito trascendental. Podría citar algunos casos relevantes y quedaría en el principio de un camino interminable de personajes innovadores que ha dado México.

El concepto y la práctica de emprender en los años recientes se aplica a todas las personas que tienen el interés de innovar en todos los ámbitos de la actividad humana. De los diccionarios más destacados y una vez revisados extraigo la definición que proponen Manuel Seco, Olimpia Andrés y Gabino Ramos, por parecerme de las más completas en una obra de más de 4 mil 600 páginas en dos volúmenes con 141 mil acepciones y poco más de 200 mil citas donde se proponen 75 mil palabras, entre las cuales está la de emprendimiento como un derivado del verbo emprender, lo que supone comenzar o principiar, promover, organizar y encabezar empresas u organizaciones de  diversa naturaleza.

No olvidar que esta acepción proviene del francés entrepreneur o de la palabra inglesa     entrepreneurship, estos conceptos no son más que un reconocimiento al espíritu empresarial, en los ámbitos de los servicios y la producción. Voy más allá, es un significado que tiene el innovador para demostrarse y demostrar a su comunidad su capacidad para afrontar riesgos económicos con un delicado manejo para organizarse a fin de lograr la producción o el servicio que soñó en su dimensión justa y a más de esto adaptarlo a las condiciones imperantes. El objetivo último, lograr  el crecimiento de su proyecto en beneficio de su contexto y del país sede.

Asumir riesgos no es cosa sencilla, es complicado por la capacidad que exige el organizarse y conjuntar factores de riesgo y sortearlos, eso es para mi una de las grandes virtudes del emprendedor actual. Los que tienen determinación y sopesan con espíritu de triunfadores no quedan jamás relegados, van a la cabeza de la economía de un país grandioso como México. Éstos y otros aspectos se revisaron a partir de los resultados de la aprobación del acta de la LIV Asamblea nacional de la ANFECA, como se recordará se celebró aquí en este bello puerto turístico internacional los pasados 5, 6 y 7 de junio del año en curso y de la cual la Univa-PV fue sede. Los resultados un éxito, para algunos asambleístas, sin precedente por la originalidad demostrada, tanto en servicios como en rapidez de trámites. Las coordinaciones nacionales de la ANFECA valoraron, sopesaron y decidieron que estamos en la dirección correcta; todos por engrandecer a nuestro país y colaborar ampliamente en crear la cultura emprendedora.

[spacer style=”4″ icon=”9998″]

Director General de la UNIVA-PV y Presidente del Consejo Político Universitario, Coordinador Nacional de Universidad- Empresa de la Asociación Nacional Facultades y Escuelas de Contaduría y Administración (ANFECA), catedrático-investigador, Articulista-Conferencista, Miembro del Club Rotario Puerto Vallarta Sur, Consejero de la CANACO Servitur y miembro de COPARMEX.