Un político a carta cabal

alaska y china 2005, militar 125[1]Cuando se sirve a México con inteligencia, pasión y trabajo como Don Porfirio Muñoz Ledo hombre que ha demostrado a través de su vida pública, ante las actuales circunstancias, seguramente la experiencia y entrega total a las causas del pueblo, buscará el consenso entre todas las fuerzas políticas, para salir adelante como comisionado para la reforma política del DF dando garantía equilibrada en el decir y hacer del quehacer político.

Muchas son las opiniones en torno a la figura de Don Porfirio, se dice por rivales y amigos que es uno de los políticos más cultos, brillantes, agudos y cuajados en el País. Al mismo tiempo se le reconoce su velocidad mental y audacia en sus respuestas y retórica, utilizada con un lenguaje profundo, siempre cuidadoso con sus expresiones. Me viene a mi mente en una de sus columnas titulada  “Estado sin Sociedad”; cuando dice que la alternancia fallida que derivó en el freno de la transición democrática posibilitó escenarios que facilitaron la refuncionalización del autoritarismo, sumando a la incompetencia y avidez de la clase gobernante que le impidieron promover mejores condiciones económicas para la satisfacción  de las necesidades de los sectores mayoritarios. La verdad muy ciertas estas reflexiones.

Tengo el placer de conocer al Lic. Muñoz Ledo hace algunos años, y de tener la satisfacción de ser su amigo, conversar con él, es afirmar que guarda en su cerebro toda una enciclopedia y posee una experiencia digna de admiración por los cargos que a tenido en su carrera pública y universitaria que lo hace ser un hombre nacionalista y amante a carta cabal de la vida Republicana. Ahora como hombre de letras, acaba de presentar su último libro “Memoria de la palabra. Sentencias políticas. Que viene a hacer un compendio de todo lo publicado, un recuento de reflexiones y conclusiones de uno de los políticos más importantes que ha tenido México. Sin lugar a dudas un animal político que tiene el valor de decir siempre la verdad, valiente en sus afirmaciones, contundente en sus ideas, pero sobre todo con conocimiento de causa. Conocerlo es aprender de él una savia de conocimientos republicanos.

Esperamos que la labor de Porfirio Muñoz Ledo sea concertadora por la calidad de sus propuestas, motivada con amor profundo a nuestra Patria y respeto a las diferentes corrientes partidistas pero sobre todo haciendo llegar la voz del pueblo que desea justicia  en todos los aspectos. Es importante saber que puntos toca la reforma política del DF. cuyo comisionado es el Lic. Muñoz Ledo: establecer nombre oficial de la ciudad de México, crear una Constitución propia y definir facultades de la ALDF, entre otras, son las propuestas que se llevarán a su análisis en foros con expertos.

En una nota periodística que leí en el periódico La Jornada del sábado 16 de noviembre del año en curso, y por creer de suma importancia ya que se trata de este tema  de la reforma política de nuestra capital mexicana es importante plantear lo que varias organizaciones de la sociedad civil y del movimiento urbano exigen en su planteamiento: Que más allá de ser una reforma que libere a la ciudad de México de la injerencia de los poderes federales en temas como de la Procuraduría General de Justicia y la Secretaría de Seguridad Pública, debe ser una reforma que permita generar un instrumento que permita consagrar valores fundamentales como la distribución de la riqueza, el combate a la pobreza y a la desigualdad, la colectivización de los medios de producción a través del impulso al sector social de la economía, las cooperativas, las comunidades y las zonas rurales.

Que importante es buscar siempre en las reformas políticas el impulso a las clases sociales porque solamente con productividad se sale siempre adelante y por ende se ve reflejada en la prosperidad de un pueblo. Me atrevo a mencionar algunos conceptos emitidos por grandes personajes de la historia mundial y de México par analizar con detalle dichos pensamientos:

 

PROSPERIDAD

 

Cuando llegue la prosperidad no la uses toda.

(Confusio).

Cualquier progreso se apoya en un deseo innato y universal por parte de cada organismo de vivir más allá de sus posibilidades. (S. Butler)

El progreso consiste en el cambio. (Miguel de Unamuno)

El progreso consiste en conservar aquella esencia del ayer que tuvo la virtud de crear este hoy mejor. (José Ortega y Gasset)

En la prosperidad, modérate; en la adversidad resígnate y sé siempre prudente. (Periandro)

Ningún pueblo puede prosperar hasta que aprende que es tan digno labrar un campo como escribir un poema. (Booker T. Washington)

La prosperidad es un gran maestro; la adversidad es mucho más grande. La posesión embota la mente, la adversidad la fortalece.

(William Hazlitt)

La prosperidad hace nacer amigos y la adversidad los prueba. (Antístenes)

Sólo cabe progresar cuando se piensa en grande, sólo es posible avanzar cuando se mira lejos. (José Ortega y Gasset)

La prosperidad es sólo un instrumento para usar, no una divinidad que adorar. (Calvin Coolidge).

Bien hasta aquí estos grandes pensamientos que es importante reflexionarnos para consolidar nuestras vidas, buscando objetivos muy precisos que busquen el equilibrio de nuestra existencia.

Seguro nuestro admirado amigo Porfirio Muñoz Ledo, ejercerá un papel digno en la consecución de sus metas, por su capacidad de superar crisis, recuperar ritmos y seguirá ascendiendo, porque el sabe que a través del tiempo que la “Obra de un Gobierno no radica ni en su abundancia ni en el prestigio: Radica en el Poder Servir sin distingos” El lo ha demostrado a través del tiempo en cargos de muy alto nivel gubernamental del poder ejecutivo y legislativo.

APORTEMOS TODO, NUESTRO MÁS PROFUNDO Y DECIDIDO ESFUERZO PARA FORTALECER A MÉXICO.