Entregar un obsequio, es más que una buena costumbre

Lo más importante al momento de entregar un regalo es la intención del detalle, expresar a la otra persona que nos interesa, que estamos agradecidos; es una pequeña muestra de cariño a través de un obsequio.

Bienvenidos nuevamente a “cualidades exquisitas” un espacio en donde aprenderás por qué cuidar nuestra imagen es fundamental.

Para que un regalo sea adecuado no necesariamente tiene que ser ostentoso o de un alto valor económico, lo más acertado al momento de comparar un detalle es considerar los gustos de la otra persona y no el propio, la finalidad de un obsequiado es que resulte de preferencia funcional para la persona que lo recibe.

Por ningún motivo mencionar el precio del obsequio, regalar un producto que no es original y mucho menos entregarlo en una envoltura de una marca que no corresponde.

Como invitado a diversos eventos se está expuesto a regalar diferentes tipos de obsequios, así como su entrega; En el caso de una comida o cena, es de buen gusto llegar con un detalle – casi de manera inconsciente se piensa en llevar el postre, lo cual en ocasiones no es tan conveniente ya que la anfitriona lo tiene contemplado en el menú; algo muy lindo como invitado será llevar un obsequio más pensando hacia la anfitriona o anfitriones como muestra de agradecimiento por la invitación.

Al ser invitado a una boda, lo mejor es adquirir el obsequio en la mesa de regalos que indica en la invitación, se le añade una tarjeta de felicitación expresando los mejores deseos hacia a la futura pareja y se manda con antelación a la casa de los novios, por lo tanto como invitado no se llega a la boda con el presente; así mismo respetar si el tipo de evento requiere algún obsequio en particular como es en el caso del baby shower que suelen ser de pañales o en la despedida de soltera que se relaciona con artículos para el hogar.

El día de las madres no regales electrodomésticos, es un regalo para la mujer y no para el hogar; si vas a obsequiar un arreglo de flores lo mejor es enviarlas por la mañana así las flores estarán frescas; otro punto importante es cerciorarse de que todos los regalos que se envíen se indique remitente por medio de una tarjeta de presentación personal o de negocios.

Los regalos en el trabajo deben ser discretos, clásicos, no onerosos esto para prevenir que se provoque una doble interpretación; de igual forma en el mismo entorno laboral es casi habitual entregar regalos en navidad, cumpleaños o acontecimientos importantes. Como jefe hacia los colaboradores o de empresa a cliente, tener un detalle siempre será un acierto de buen gusto.

Un servicio extra que otorgan las tiendas departamentales, es que cuentan con la envoltura de regalos en donde queda expuesta la marca, así como las tarjetas de regalo que se obsequian con cierto monto – Mi recomendación como consultora de imagen es optar por esto como ultima opción, lo mas importe es hacer sentir querida e importante a la persona, y eso solo deja expuesta la falta de interés por regalar el presente adecuado o la falta de tiempo por buscar una linda envoltura.

Los espero en el siguiente tema de “Cualidades Exquisitas”, sonríe

Facebook: Melissa López, Consultora de Imagen
Twitter @360melissalopez
Próximos cursos en: www.360melissalopez.com