CiudadLocal

Juan Gabriel también le cantó a Puerto Vallarta.

  • Oscar Pimienta y su esposa Argelia fueron los anfitriones de una comida ofrecida a Juan Gabriel, previo a su concierto del 3 de noviembre de 2004.
  • El entonces alcalde, Gustavo González Villaseñor, también fue anfitrión de Juan Gabriel, quien departió con cerca de 30 personas invitadas a la comida, previo al concierto de 2004.
  • El entonces alcalde, Gustavo González Villaseñor, también fue anfitrión de Juan Gabriel, quien departió con cerca de 30 personas invitadas a la comida, previo al concierto de 2004.
  • El entonces alcalde, Gustavo González Villaseñor, también fue anfitrión de Juan Gabriel, quien departió con cerca de 30 personas invitadas a la comida, previo al concierto de 2004.
  • A la muerte del “Divo de Juárez” se le recuerda por el concierto que ofreció en esta ciudad hace 12 años.

.

Por Martha Ramírez Ruiz
Puerto Vallarta

.

Juan Gabriel, uno de los más famosos cantantes y compositores de música popular de México, también le cantó a Puerto Vallarta, de ahí que a su muerte este domingo a la edad de 66 años en Santa Mónica, California, se le recuerda por el concierto gratuito que dio en el malecón el 3 de noviembre de 2004, ante más de 20 mil asistentes que corearon fervientemente sus canciones.

Igualmente se le recuerda por la letra de la canción de “La Guirnalda” que interpretó la también fallecida Rocío Durcal en 1984, una de las incontables canciones que compuso Alberto Aguilera Valadez, el llamado “Divo de Juárez”.

De su última presentación en lo que él llamó “el bello Puerto de Vallarta”, un concierto gratuito promovido por el Ayuntamiento 2004-2006, de acuerdo a la crónica de esa noche, no cabía ni un alfiler, ni un grano de arena de mar, ni nada. Totalmente abarrotado. Las calles del malecón de Puerto Vallarta fueron tomadas por más de 20 mil asistentes durante el concierto del “Divo de Juárez”, Juan Gabriel.

“Esta fue la primera vez que anclaron casi 50 embarcaciones en la playa frente al malecón, yates y lanchas, para oír todos los éxitos del michoacano. Tierra adentro, las cosas eran diferentes. Los problemas de la organización fueron numerosos, ya que era tal cantidad de público, que las entradas al lugar prácticamente resultaron inaccesibles para muchos”, se consignó en las crónicas periodísticas.

Evento que resultó un espectáculo apoteósico que duró varias horas y cuyo principal promotor fue el entonces presidente municipal, Gustavo González Villaseñor, quien junto con su secretario particular, Luis Cerda, un día antes dieron la bienvenida al autor de “La Guirnalda”, recordó ayer en entrevista el ex síndico en esa administración, Miguel Ángel Yerena Ruiz, quien también lamentó la muerte de “otro de los grandes” que dejaron huella en Puerto Vallarta.

En esa la última ocasión que visito Juan Gabriel a Puerto Vallarta, antes de su concierto en el malecón el 3 de noviembre del 2004, acudió a una comida que le ofreció en el rancho de Oscar Pimienta Torres, una de los patrocinadores que consiguió el alcalde, Gustavo González Villaseñor, para lograr la presentación de Juan Gabriel, incluso Pimienta Torres aportó cien mil pesos para cubrir los gastos.

Recuerda que aunque se había previsto que esa comida fuese en el restaurante Le Kliff, al sur de la ciudad, Juan Gabriel prefirió que fuese mejor en el rancho “ya que así era de sencillo”, cuenta el anfitrión de esa comida en donde el menú era salmón con camarones, “porque cuidaba su dieta, pero mi esposa hizo una gorditas de requesón y chicharrón y también le entró a comerlas”.

Comparte que cuando Juan Gabriel supo que se dedicaba a la venta de terrenos y en esa época traía un proyecto cerca de los campos de golf “mostro interés y dijo que le gustaría adquirir una propiedad aquí, ya que le tenía mucho cariño a Puerto Vallarta, pero fue algo que no se concretó”.

En esa comida, no faltó un mariachi para amenizar y de las canciones que pidió el “Divo de Juárez” recuerda que una que era de sus preferidas “El Ramalazo” de Lola Beltrán, así trascurrió un convivio al que fueron alrededor de una treintena de personas –entre ediles y el alcalde-, previo al concierto en el malecón.

Un concierto que duró varias horas, en donde interpretó desde su primeros éxitos como “No tengo dinero” o el “Noa, Noa” que puso a corear a los miles y miles de vallertenses y turísticas, algunos abarrotando también los restaurantes frente al templete de escenario frente al faro del malecón.

Pero de los temas que mayor furor desataron fue precisamente cuando Juan Gabriel interpretó “La Guirnalda”, sobre todo aquella estrofa de “hoy mi deseo es volver a estar en el edén del puerto de Vallarta”.