Eso es no tener vergüenza

Ricardo Anaya.

.

Por Gregorio González Cabral

.

“Respalda  el  PAN    frente anticorrupción”. Así  se  encabeza  la nota donde  se  informa que  “El Gringo”    Ricardo Anaya,  consentido de Peña  Nieto,   se paró  a decir  que la   corrupción  era  mala   y  que  como presidente  nacional  del PAN,  respalda a nombre  de  ese  partido  las  propuestas  de “#VamosPorMas para combatir la  corrupción”.

Sonaría  bien, si no  fuera  una   burla.

¿Con qué  cara  en Jalisco el PAN  puede   hablar  de  “combatir la corrupción”, si  todavía  tienen a la población sufriendo de las  voracidades  y abusos  de  panistas  distinguidos  como   Daniel Ituarte,  Sánchez  Aldana, Lalo  Rosales,  Diego Monraz,  Herbert  Taylor,  Emilio González  Márquez  y  otros  voraces  abusivos  gobernantes   que   siguen impunes,  protegidos  por  sus iguales  de   los  otros partidos  o  de las  “movidas  ciudadanas” que  tanto apoyaron?

Se  entiende que   el  consentido  de  Peña Nieto,    tiene que decir  a nombre  del  PAN  lo  que  tiene  que  decir; pero  casi  se oye   como  si  el  tal Duarte  de   Veracruz,   modelo  del “nuevo  PRI”,  al  bajar del  avión  que  lo  regresó  de  Guatemala,  sale  declarando  que   la   corrupción  es  una  fregadera  que  desalienta la  inversión, provoca  inseguridad,  genera  socavones y por  eso viene  a apoyar  a los colectivos.  ¡No  inventes!

La  misma  impresión  en  Jalisco dan  los  del  PAN, hablando de  respaldar  a quienes combaten  la  corrupción.  ¿Cómo los  van a   apoyar? ¿Prestándoles  un  rato  a  los  corruptos   de su partido  para  que   les platiquen cómo se  roba elevando  salarios  de  funcionarios  y  burócratas  ineptos,  cómo se  fastidia a la  gente   colocando  magistrados, cómo se  saquea  mediante   juicios   chuecos  de los  burócratas  corridos, cómo  se desvían recursos  federales, cómo  se  pasa sobre todo  reglamento para  inundar  de mierda   los terrenos   sobre  los mantos friáticos  de la ciudad,  cómo se  pasan  seis  años  cobrando sin hacer obra  alguna, cómo  se  gastan  millones  en  proyectos,  fincas,  derribos… para  nada, y tantas  y tantas  movidas como  la  de gastar  el dinero  público  para  traicionar  al   horrendo candidato del  PAN,  con   el fin de comprar impunidad  en el “centro”,  apoyando  con todo al  candidato  de otra  “movida”.

¿Va  el Presidente del  PAN   a  mandarles  a Emilio González  Márquez a que les  miente la  madre  a quienes no estén  de  acuerdo con el  colectivo #Vamos por Mas?  ¿O nada más  les  va a mandar a aquel  funcionario  de Emilio,  panista  que  cobró al  Seguro  Popular  hospitalización en sanatorio de lujo y servicios de  atención  del  parto  ¡a un señor!  Casos , de  Aunque  Usted  no lo Crea:  corrupción, ignorancia, descaro  e  impunidad,  muy  dignos de ser  tratados  por  #Vamos por  mas para combatir la  corrupción. Sería una  buena aportación del  PAN.

Pero  simplemente, con el  caso  de  la   guardería  de  Hermosillo,  Sonora  ¿con qué  cara? Ah  y si  le  añaden  la  voracidad, “como  de  muerto de hambre” de Padrés en  todo  Sonora, díganle  a  Peña Nieto que su queretano consentido  que  se  le volvió  gringo, no   respeta  nuestra inteligencia.