Autopista, arma de doble filo para muchos hoteles

La carretera Jala-Puerto Vallarta representa pros y contras para la hotelería del sur del estado de Nayarit.

.

  •  La presidenta de la Asociación de Hoteles y Moteles del Sur de Nayarit informó que el sector requiere un intenso trabajo de promoción para atraer al turismo nacional.

.

Por Eugenio Ortiz Carreño
Bahía de Banderas

.

La hotelería del sur del estado de Nayarit, que comprende siete municipios, requiere un intenso trabajo de promoción ante la próxima apertura de la autopista Jala-Puerto Vallarta, la cual puede ser un arma de “doble filo”, porque bien el automovilista no voltea ni a verlos, o bien se logra interesar al turista para que visite los siete pueblos de la zona.

Así lo consideró la doctora Georgina Ocampo López, presidenta  de la Asociación de Hoteles y Moteles del Sur y Norte de Nayarit.

La doctora en negocios internacionales, con maestría en Inglaterra, afirmó que los siete municipios que son: Xalisco, Santa María del Oro, San Pedro Lagunillas, Jala, Ahuacatlán, Ixtlán del Río y Amatlán de Cañas, constituyen un corredor turístico muy importante.

Afirmó que a lo que le están apostando es a ser una “oferta complementaria” al producto de “sol y playa” que ya tiene Riviera Nayarit. “Nosotros estamos apostando, que en esta autopista Jala Bahía de Banderas, que tenemos entendido se abre en el 2017, nos acerca a lo que es Bahía de Banderas, creemos que podemos hacer una muy buena interacción de tal forma que al turista extranjero, lo podamos mantener mas días, porque de eso se trata, de generar una oferta conjunta, donde además de las maravillosas playas nayaritas, puedan disfrutar de otras cosas…”.

Esto podría ayudar a aumentar la estadía, y justamente lo que se busca es eso, porque finalmente “todos somos Nayarit, todos somos un solo destino, entonces lo que se busca es tener una estadía, mayor pernocta, porque eso genera una mayor derrama económica”.

.

IMPORTANTE OBRA

Refirió que la autopista Jala-Bahía de Banderas, que es una de las obras más importantes en materia de infraestructura carretera para el Estado de Nayarit, y para la zona sur del Estado, impacta los municipios de Xalisco, Santa María del Oro, San Pedro Lagunillas, Jala, Ahuacatlán, Ixtlán del Río y Amatlán de Cañas, que es un corredor turístico muy importante.

Lo relevante, agregó, es que es la alternativa al “sol y playa”, de la Riviera Nayarit, que ha sido un éxito en materia de producto turístico, de sol y playa como tal, pero incluso ellos mismos han visto la necesidad de hacer una combinación con turismo cultural, o con turismo de aventura.

“Y es que el turista quiere ver las raíces, ver el México cercano, y en Ixtlán del Río tenemos zonas arqueológicas; Jala es un pueblo Mágico, tenemos las Lagunas Encantadas de San Pedro y Santa María del Oro; Xalisco, es el municipio conurbado a la capital de estado. Todo esto conlleva una serie de oferta turística, de productos turísticos, que vienen a complementar la oferta que ya tiene Riviera Nayarit”.

.

OPORTUNIDAD TURÍSTICA

Por lo pronto los empresarios apostamos, que la autopista “de alguna manera ya nos acerca a lo que es Bahía de Banderas, la autopista comienza en el municipio de Jala, así que creemos que podemos hacer una muy buena interacción de tal forma que al turista extranjero, lo podamos mantener más días, porque de eso se trata, de generar una oferta conjunta”, insistió.

Además, los pueblos de los municipios mencionados, cuentan con una gran cultura, y algo que lo enriquece es justamente la gastronomía. “Tenemos una diversidad increíble, no solo de dulces y comida sino también de artesanía y de productos de muy buena calidad y lo interesante, es que tenemos una gran diversidad de hospedaje, porque contamos con hostales, cabañas para acampar, hoteles de gran turismo, hoteles de ciudad, hoteles de campo”.

“Creo que eso nos enriquece mucho como oferta turística, porque nos permite en poco tiempo recorrerlo y la idea es que los viajeros pernocten. Por eso nosotros hemos estado luchando que la gente que viene de Jalisco, del occidente y centro del país, no utilice esta autopista…”

El riesgo es que los automovilistas se suban a la autopista y se vayan directo hasta la zona de playa. “Es algo en lo que tenemos que trabajar nosotros de manera conjunta con gobierno del Estado, para que una vez que se abra la autopista no sea una vía rápida, sino que también sea un medio de comunicación con el corredor turístico del sur…”.

.

ARMA DE DOBLE FILO

Por eso, reiteró, “la autopista es un ama de doble filo, por un lado se suben a la autopista y se desaparecen, y no nos vuelven a ver, o en su defecto buscamos que a través de éste gancho, la gente, algunos por primera vez, pero si en una segunda o tercera ocasión, pueda sentir interés por explorar la zona sur de Nayarit y luego seguir a la Riviera, y con ello generar un detonante”.

Reconoció que entre tanto, la hotelería sobrevive con bajas ocupaciones, ya que en promedio registran 40 por ciento de ocupación, y aunque hay fechas muy específicas, como las fiestas patronales de los pueblos o el mes de diciembre, o Semana Santa, que son muy importantes, en promedio la ocupación debe andar en un 40 por ciento, lo que nos habla que necesitamos meterle un poco más de trabajo y sobre todo de promoción para la zona.