Gente PV

Rodeada de amor y buenos deseos falleció la Capitán Alejandra Lemus

Miguel Ángel Ocaña Reyes

Con profunda tristeza amigos y familiares de quien fuera Capitán de Altura Mercante de la Octava Zona Militar, Alejandra Lemus, falleció este jueves 4 de enero, luego de padecer por varios años esclerosis lateral amiotrófica, enfermedad del sistema nervioso que ataca a las neuronas que están en el cerebro y la médula espinal. Dichas células nerviosas transmiten mensajes desde el cerebro y la médula espinal hacia los músculos voluntarios, como los de los brazos y las piernas, provocando en un principio problemas leves al caminar, correr, escribir o hablar hasta que la persona pierde la fuerza y no puede moverse. Cuando comienzan a fallar los músculos del pecho, la respiración se dificulta. El uso de un respirador puede ayudar, pero la mayoría de las personas con esta enfermedad fallece por insuficiencia respiratoria.

Esta situación generó entre los amigos de la Capitán Alejandra Lemus, un fuerte sentimiento de solidaridad que se reflejó en numerosos eventos de apoyo a su persona y a su joven hijo Alex, quien valientemente enfrentó la situación respaldando en todo momento a su madre y viviendo difíciles momentos, sobre todo para un joven de su edad.

El cariño que tuvo la Capitán Alejandra Lemus de parte de sus amigos fue notorio, y este aprecio se reflejó en muchas ocasiones en su ánimo, pues a pesar de su creciente invalidez, nunca dejó de mostrar su emoción y alegría cuando le organizaban desayunos o eventos que la llevaron hasta las lágrimas de agradecimiento.

Hoy muchos de sus amigos lamentan su muerte y la recuerdan como una mujer fuerte, tenaz, con gusto por disfrutar la vida hasta el último momento, una actitud que la caracterizó siempre y que fue la causa principal de haberse ganado el respeto y admiración de los cientos de personas que se cruzaron por su camino.

 

Trayectoria profesional

Alejandra Lemus es egresada de la generación 84-87 del Buque Escuela Nauticas México como piloto naval, ocupando varios puestos y haciendo una carrera brillante.

El Capitán Julián Solís Cuevas, amigo de muchos años de Alejandra Lemus, la recuerda como una pionera de la inclusión de las mujeres en la Marina Mercante al ser parte de la primera generación de su género en este tipo de flotas.

“Ella hizo una carrera bastante brillante, ocupó varios puestos en las Capitanías de Puerto   de Acapulco, Zihuatanejo y de Puerto Vallarta, desafortunadamente aproximadamente diez años se le diagnóstico esclerosis lateral amiotrófica, la cual enfrentó como toda una guerrera, y finalmente encontró su final.”

Tras egresar del Buque Escuela Nauticas México, la Capitán Alejandra Lemus se desarrolló durante poco más de dos décadas en la Marina Mercante, incluso cuando ya padecía la enfermedad, desarrollándose como inspector, recuerda el Capitán Julián Solís.

Respecto a su persona, Solís Cuevas la recuerda como una profesionista tenaz y determinada, pero también como una mujer con gran calidad humana que se ganó el aprecio de las personas que la conocían por esa cualidad de saber conciliar puntos de vista.

“Ella era una mujer determinada, y propósito que se fijaba, era objetivo que lograba, tan es así que es parte de la primera generación de mujeres que está dentro de la Marina Mercante, que antes era prácticamente un tabú que hubiera mujeres dentro de la Marina Mercante porque no se admitían mujeres. A lo largo de su carrera fue una mujer muy tenaz, de mucho carácter, una persona que todo el tiempo aprovechaba oportunidades para hacer buenas relaciones y lograr un ambiente de trabajo bastante cordial, por ejemplo en capitanías conflictivas como Acapulco, Zihuatanejo, lograba siempre concertar y llegar a acuerdos con las diferentes partes.”

Como mujer, Alejandra Lemus se enfrentó a la discriminación en un ambiente prácticamente dominado por hombres hace 30 años, sin embargo su carácter y audacia la sacaron siempre adelante.

“Siempre, como en todos los ámbitos, y más este, que había sido muy específico para hombres, por ser una carrera de mar, (Alejandra) se topó desde la carrera, desde el buque escuela con cuestiones discriminatorias, pero siempre con mucha dignidad y sobre todo con mucho tacto y diplomacia, sabía manejar las situaciones, incluso al final logró hacer  muchísimas amistades es muy querida por toda la generación, ella tiene cientos de amigos por todo México, porque nuestro trabajo se presta para hacer una red a nivel nacional, incluso internacional por el tipo de trabajo que nosotros desempeñamos que no solamente se da en un lugar, sino que es en diferentes partes de la República.”

Gracias a su entrega al trabajo y su profesionalismo, la Capitán Alejandra Lemus recibió numerosos reconocimientos, tanto oficiales como civiles que destacaban su desempeño.

“Para mí es una persona con mucha tenacidad, su carácter y determinación prácticamente forjaron la carrera de Alejandra, porque a pesar del medio hostil al cual se enfrentó, porque imagínese, en aquellos tiempos una Capitán de puerto era el fuchi, el feo de todo mundo, sin embargo siempre salía victoriosa, llegaba a consensos, llegaba a acuerdos y llegaba a soluciones de los problemas, y sobre todo a ser reconocida como autoridad, que a veces no es sencillo, entonces para mí la tenacidad, el carácter y la inteligencia definitivamente es lo que mejor recuerdo de ella.”

Este jueves será velada la Capitán Alejandra  Lemus en la Funeraria Celis.

Descanse en paz la Capitán Alejandra Lemus y sinceras condolencias a su hijo Alex.

 

 

Descanse en paz Alejandra Lemus