Confirman demora de misión de inspectores de armas químicas en Siria

Información de Notimex
La Haya

.

La misión enviada a la ciudad siria de Douma para investigar el supuesto ataque químico del pasado 7 de abril volvió a Damasco debido a una agresión contra el equipo de las Naciones Unidas que le presta seguridad, confirmó hoy la Organización para la Prohibición de las Armas Químicas (OPAQ).

El equipo de seguridad de las Naciones Unidas fue atacado la víspera con armas ligeras cuando llevaba a cabo una operación de reconocimiento en Douma, por lo que los expertos se vieron obligados a regresar a Damasco, denunció el presidente de la OPAQ, Ahmet Azumcu, en un comunicado divulgado en La Haya.

Precisó que los inspectores de la OPAQ regresarán a Douma en cuanto tengan los permisos del Departamento de Seguridad de las Naciones Unidas, que acompaña a los expertos en su misión.

Indicó que dicho departamento de seguridad está cooperando con las autoridades sirias, los consejos municipales de Douma y con la policía militar rusa para examinar la situación de seguridad, vital para que los expertos puedan realizar su trabajo que quedó aplazado la víspera debido al tiroteo, cuyos detalles no están claros.

Señaló que por ahora se desconoce cuándo los inspectores regresarán a Douma a iniciar su investigación. “Consideraré este despliegue solo tras la aprobación correspondiente del Departamento de Seguridad de las Naciones Unidas”, subrayó.

Se trata de la última de una serie de retrasos que ha originado críticas sobre el régimen sirio y Rusia, pues Estados Unidos y Francia incluso denunciaron que el tiempo ganado por Damasco y Moscú se habría podido usar para eliminar las pruebas del uso de armas químicas en Douma.

Los inspectores de la OPAQ habían ingresado ayer martes en la ciudad de Douma, en la región de Ghouta Oriental, para inspeccionar e investigar el sitio donde presuntamente ocurrió el ataque con armas químicas el pasado 7 de abril, reportó la agencia local de noticias SANA.

Cuando lleguen a Douma, los investigadores tomarán muestras y hablarán con testigos, médicos y personas que estuvieron allí, con el fin de confirmar si realmente hubo un ataque químico y qué sustancias fueron usadas, si bien no se pronunciarán quién fue el responsable del mismo.

Tras acusar sin pruebas al régimen sirio del ataque químico, que según activistas y socorristas dejó al menos 70 muertos y unos 500 afectados, Estados Unidos, Francia y Reino Unido bombardearon la madrugada del sábado pasado tres instalaciones militares –dos al oeste de Homs y uno en la zona de Damasco-.

Siria y su aliada Rusia niegan haber llevado a cabo un ataque con armas químicas en Douma y han acusado a Reino Unido y Estados Unidos de haber hecho un montaje.