México somos todos

Por Julie Furlong (*)

.

TERCERA PARTE Y ÚLTIMA

¿Qué significa lo aquí planteado? Que si somos objetivos, sentimos, amamos a México y pensamos con claridad, viendo la catástrofe al que han hundido a México, la única puerta que nos queda por abrir es MORENA=OBRADOR.

Quien diga que hay más candidatos para escoger, miente, porque hemos pasado más de 80 años, oyendo repetidos discursos, repetidos métodos para que el mexicano caiga en la trampa. Y sexenio tras sexenio ha crecido el índice de pobreza, con el sólo propósito que en tiempos de elecciones ir a regalar comida a los hambrientos para robarle su voto, pues el que no come no puede pensar. Así de simple.

Sabemos que en cada sexenio reducen presupuesto para educación y cultura. Así el mexicano sin tener acceso escolar gratuito –acto ilegal en nuestra Carta Magna- no aprende a pensar, y acepta lo que le diga la TV mexicana (por cierto calificada globalmente como la más nociva del planeta).

Televisa ya está en quiebra porque año tras año despiertan más mexicanos en su oscura realidad, metiéndose la mano al bolsillo se dan cuenta que ni para comer un día su familia, alcanza su salario mínimo. (A propósito, Anaya propuso subir salario mínimo 10 pesos más…¡10 PESOS.! Asusta su atrevimiento, y muestra lo alejado que está de la realidad que sufren millones de mexicanos. Es tan bruto que ha de pensar que los mexicanos comen alpiste.

Meade, cuando habla emana vergüenza, ya anunció que estas elecciones serán como en el Estado de México fueron.  Con lo dicho por él, nos deja ver que harán fuerte fraude para ganar la candidatura, tal como lo hizo Del Mazo. Si recuerdan cómo se dio esa campaña y la llegada de la familia Del Mazo, fue catastrófico y más que cínico el fraude que orquestaron contra la candidata favorita de MORENA, que ese estado quería para gobernarlos.

Mucha gente se pregunta por qué Obrador no agrede ni muestra pruebas fehacientes sobre los ultrajes a la nación en que Meade fue cómplice como el caso ODEBRECHT-SEDESOL, etc.

Obrador en varias ocasiones ha declarado que no caerá en provocaciones, ni agresiones ni nada que se le parezca porque ese tipo de confrontaciones no hace bien al pueblo. Le doy toda razón, los debates no son un ring de boxeo, como lo ha diseñado el sistema, como si fueran gladiadores, a ver quién gana, quién mató-quemó a quién, para la diversión del que se cree emperador.

Caduca se encuentra la logística impuesta por el sistema para encuentro entre candidatos presidenciables. La formalidad y logística adecuada están fuera de todo radar. El sistema actual insiste en tener forzosamente al pueblo de México sometido con reglas del siglo IX…Ahí, en ese siglo se quedaron.

Salinas ríe atrás de todos, porque lleva puntual la agenda que le diseñó EU-la CIA-Toda Org. de seguridad y familia Bush que tiene a EU hincado para llegar a su renombrado nuevo orden mundial que contiene lo inimaginable para la sociedad global.

No me explayo sobre este tema, queda pendiente para otra publicación por su extenso historial.

.

ANAYA, PROVOCADOR Y MENTIROSO

No concuerdo con María J. Zorrilla cuando afirma que todos los candidatos tienen buenas intenciones, ni siquiera a entender qué significa el término “intención”, llegan. Ellos sólo aprenden de memoria lo que dirán, el cómo lo dirán y llevan en cartera ideas tontas para atacar al candidato que ha conquistado a todo mexicano. En el último debate Anaya se atrevió a pararse frente a AMLO provocándolo y mostrando al público una portada apócrifa que a la letra decía: LOS RICOS DE LÓPEZ OBRADOR, ocultando la nota que al mismo Anaya desfavorecía, en portada de la prestigiada revista Proceso. Al minuto Proceso niega y devela cómo Anaya coloca falsa leyenda en cartulina en su portada que publica como encabezado asuntos corruptivos de Anaya.

Este acto, señores, es una más de sus burlas abiertas ante todo mexicano. Anaya sigue creyendo que andamos de guaraches y sombrero de charro, que no leemos, que no pensamos y que él con su supuesta astucia logra engañar a todo el pueblo de México, sólo porque vive en EE.UU, el país más racista –siempre ha sido- y el país más endeudado del planeta. Por qué están en quiebra es que provocan las guerras, negocio que la muerte les otorga billonadas que se gastan y siguen sin pagar lo impagable.

Lástima dan estos candidatos mexicanos y más que eso, a ciudadanos pensantes nos provocan vergüenza global, de tal manera que la cara de México que ellos muestran, es lastimosa, insufrible y por demás humillante. Ya en varios continentes nos sitúan como 5º. Mundo, igual que África.

Varios opinan que Obrador no sale de lo mismo cuando ha dicho: “Acabando con la corrupción e impunidad” sacaré de la pobreza al pueblo, tendrán jóvenes estudios gratuitos y se abrirá toda oportunidad a la inversión extranjera, siempre y cuando, los acuerdos beneficien a todo México, no a unos cuántos. Y es factible que con un billón al año que se roban políticos del sistema (sin contar los robos por lo oscurito), esa suma se puede fácilmente invertir en programas sociales.

A los ex presidentes se les cortará aportaciones millonarias que reciben –ilegal constitucionalmente- cada mes. Con canonjías anuales.

Se les cobrarán impuestos, desde los de abajo, hasta todos y cada uno de los que están arriba.

No volaré en ese avión que nos costó 730 millones de dólares. (Ni los reyes de Arabia que nadan en oro, vuelan en esos aviones derrochando opulencia, digo yo y lo aseguro).

No viviré en Los Pinos, dice Obrador. Se destinará para museo o para eventos culturales.

Bajaré sueldos de funcionarios, sólo porque los servidores públicos están para servir al pueblo, no para hincharse los bolsillos.

No permitiré que la ley sea socavada: nada ni nadie por encima de la ley, todos al margen de la ley. Así sea mi familiar si cae en corrupción se aplicará la ley.

Mi amnistía no significa perdón a todo delincuente, significa que no haré cacería de brujas, ni empezaré a meter a la cárcel alguno. Lo único que respetaré será el curso de las denuncias ya iniciadas de antemano. No habrá mano negra contra ninguno. Responderán a la ley los que ya tengan denuncias con anterioridad.

Respetaré a todos y cada uno porque con Respeto nos comunicamos mejor.

Cada dos años, habrá elecciones, y será el pueblo de México quien decida si sigue en cargo el actual Presidente o lo cambia.

Todo acto trascendental para México, se consultará a toda la ciudadanía.

A grandes rasgos, esto es lo que recuerdo de declaraciones de Obrador, por supuesto hay más. Estás declaraciones que repite se debe a que sus propuestas contienen todo lo que necesita México para salir del hoyo en que lo han enterrado. Empezando por eliminar corrupción e impunidad. ¿Sabían que a México le cuesta varios billones de dólares sostener la corrupción y la impunidad? Dinero que es de todos los mexicanos.

¿Habrá alguien que vea mala voluntad en este candidato? En mi personal consideración, sólo aquel que esté ciego y se resista a ver la verdad.

.

ÚLTIMAS CONSIDERACIONES

Antes de terminar, debo decir en voz alta que conozco a priistas honorables y decentes, evito citar sus nombres, sólo pronunciaré uno que admiro porque al perder la alcaldía de Puerto Vallarta siguió con honor sosteniendo prensa y trabajando a favor del país, su nombre es Luis Reyes Brambila. Vaya desde aquí un abrazo fraternal para él, su esposa y sus hijas que contribuyen para que esta prensa siga en pie, como la más honesta de todo Vallarta.

Más claro no canta el gallo.

En mi artículo anterior, publicado en este mismo espacio titulado “A todos los mexicanos”, coincido profundamente con lo que escribe a la letra María José Zorrilla: “Hoy más que nunca los mexicanos requerimos unidad”.

Yo termino mi texto con estas palabras: La concordia nacional se logra con el pueblo verdaderamente unido.

En este siglo XXI, en La República Mexicana: La responsabilidad absoluta y total en elegir a su próximo 1er. mandatario recae en todos y cada uno de los que conforman el pueblo de México. Somos nosotros la solución, no son ellos los que solucionarán. Somos nosotros los que tenemos el deber de llevarles en bandeja la solución.

Y como dice María José: “Aguas con perder la noción del camino. El objetivo es México”.

Es prudente decir que me es agradable leer de alguna mexicana, ciertos puntos de vista similares a los propios. Eso es más que suficiente para la suscrita.

Y finalizo con el mismo axioma, pues gracias a la claridad y luz que poseen los axiomas, es que logré escribir en una noche este texto dedicado a todo vallartense y a todo aquel que lo lee por la internet.

No olviden: ¡ MÉXICO SOMOS TODOS !

.

(*) Ha sido actriz, periodista, analista, diplomática, escritora, poeta y conferencista de Latin American Speakers. Ha publicado libros de corte político, literario y poético, además de haber colaborado en diversos medios nacionales y extranjeros. Fue colaboradora semanal de Vallarta Opina entre los años 2005 y 2007. Actualmente escribe para la prestigiada revista Carpeta Púrpura.