Gente PVJuventud en nuestra comunidad

Tele-mex

Nos hemos convertido en una nación donde la gente prefiere aprender de los resultados deportivos y noticias amarillistas, que de temas que como nación deberían ser de mayor jerarquía.

.

Por Néstor Cabral Biurcos

.

Para la televisión es una obligación llevar diversión a la gente y sacarla de su triste realidad y de su futuro difícil.
– Emilio Azcárraga Jean

La televisión es uno de los medios de comunicación más seguidos en México. Su propósito es el de comunicar ideas, acontecimientos, entretener y educar a las personas que la ven. Existe mucho que se le puede aprender a la televisión; grandes producciones con buenos guiones, historias interesantes, noticias importantes que nos mantienen al tanto de lo que pasa en nuestro país y en el mundo.

Personalmente, encuentro a ¨la pantalla chica¨ como algo muy valioso y de mucho poder e influencia entre nuestra nación. Por lo mismo, creo que debería ser utilizado de una manera responsable y útil, ya que con un gran poder, viene una gran responsabilidad. Tristemente, a nivel nacional, los programas que millones de personas ven diariamente, son en su mayoría de los que desvían a las personas de temas más importantes.

Nos hemos convertido en una nación donde la gente prefiere aprender de los resultados deportivos y noticias amarillistas, que de temas que como nación deberían ser de mayor jerarquía, como las acciones que nuestros gobernantes toman, medidas de seguridad y avances a la ciencia, entre otras cosas. Las noticias en su mayoría, cada vez que las veo me hacen perder un poco el autoestima acerca de mi país, y las esperanzas que le tengo como joven que le hace falta mucho por vivir.

El pueblo no tiene el control sobre estos medios de comunicación, pero sí la decisión de nuestras prioridades y la calidad de los programas que vemos con frecuencia. Creo yo que siempre tendrá más valor el hecho de aprender acerca de avances científicos, y de cómo se maneja el país, en comparación con enterarme de la sesión de fotos de alguna celebridad en una alfombra roja o programas de canto los cuales irónicamente lo que hacen son callar a las personas.

Existen muchas cosas que pasan de las cuales no nos enteramos, y hay muchas otras de las cuales nos enteramos sin tener que hacerlo.

Al mismo tiempo, nuestra televisión se ha ido convertido en más que un medio de comunicación, en una herramienta para llenarnos de publicidad, anuncios y de más formas de convencernos de consumir algún producto que no necesitamos o creer en alguna idea. Los mexicanos, con nuestros impuestos, pagamos muchos de los anuncios y campañas de gobierno, las cuales vemos no intencionalmente en la televisión, además de que estos son inútiles, este no es el único problema. El gobierno gasta millones de pesos diariamente en estos spots políticos, lo cual es una falta de respeto hacia los mexicanos y de seriedad hacia su propio gobierno.

La televisión en México ha priorizado temas de poca importancia para hacernos vivir con la idea de que es importante despertarnos los sábados temprano para ver un programa de nada más que información inútil.

Con esto yo los invito a que aprendamos a valorar los programas que hay en la televisión, y que no seamos tan fáciles de persuadir con la excesiva propaganda de la cual nos llenan los ojos diariamente. Empecemos a diferenciar entre noticias relevantes, y las que no nos sirven más que para distraernos de asuntos más importantes. Se dice que las personas tienen los gobiernos que se merecen, así que de no empezar a prestar más atención a temas importantes, nunca estaremos mejor de lo que estamos hoy en día. Muchas gracias por leer y que tenga un excelente día.