El Lago de Tos-Cano

Versos culinarios para pasar el rato,
por Francisco Toscano.

.

Dizque agarró el Papa Pancho
a Don Bife por las astas
y a todos pidió perdón
por los multi pederastas.
Los que no piden perdón
por errores cometidos,
y tampoco quieren VAR
son los árbitros vendidos.

Por los siglos de los siglos,
desde Sodoma y Gomorra,
nunca falta un pervertido
que tras los infantes corra,
tampoco quien le haga el paro
para evadir la mazmorra.

Ya sea cura pueblerino,
discípulo de Maciel,
o solo un degenerado
en busca de infante piel;
merecen ser enjaulados
con bichos de cascabel

Ojalá el papa Francisco
meta orden en su grey,
porque algunos anteriores
nomás le hicieron al buey
y fueron santificados
por su canónica ley.