Crónica deportiva

  • Germán Valdez, nuestro Tintan, el Robinson Crusoe nacional.
  • Johnny Weissmüller, Tarzán, rey de los monos.

Por Humberto Aguilar

.

El desarrollo del golf forma parte de una historia que me parece muy interesante, sobre todo ahora, que el próximo presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, se dice fanático del beisbol, pero no todos los presidentes se declaran fanáticos de un deporte, sobre todo en nuestro país.

El club campestre de la Ciudad de México fue el primer campo de golf, conocido también como Churubusco por estar precisamente al lado de ese sitio donde se producen la mayor cantidad de películas que se ven en el cine.

Existe un presidente de México que fue el gran impulsor del golf, ese fue Miguel Alemán Valdez. Otro campo histórico fue el que se construyó en el bosque de Chapultepec, precisamente donde ahora está el Auditorio Nacional de México, donde aún se ve uno de los greens, ahí se difundió este deporte entre los políticos de aquel tiempo, lo que despertó críticas por ser, se decía y se dice, un deporte elitista.

Las críticas hicieron que Miguel Alemán ordenara cerrar ese campo de golf y la ciudad creció con avenidas y edificios en toda esa zona.

El segundo campo de golf importante creado también con el apoyo de Miguel Alemán fue el México; para construirlo se buscó una zona boscosa. Este es un lindo campo de golf, en donde además del presidente jugaron artistas tan famosos como Pedro Armendáriz, tanto de Miguel Alemán como de Pedro Armendáriz se conocen anécdotas simpáticas propias de este deporte.

Al terminar su gobierno Miguel Alemán abrió las puertas al impulso del turismo. Acapulco fue y es el sitio de mayor importancia. La gran avenida frente al mar es el escenario del centro de convenciones en donde se construyó ese campo de golf, creado también por instrucciones de Miguel Alemán.

Muchos artistas decidieron vivir en Acapulco, entre otros Johnny Weissmüller, el histórico Tarzan rey de los monos, personaje de una de las historietas más bonitas y famosas que se hayan escrito en los Estados Unidos; héroe olímpico de natación y luego artista, Weissmüller se hizo famoso también por aquel grito que se escuchaba en la selva.

Si volviera a escribirse la historieta, volvería a tener tanta fama como en aquel tiempo. Hace muy poco Johnny Weissmüller, el Tarzán de los monos, murió precisamente en Acapulco.

Otro artista que decidió vivir y morir en Acapulco fue Germán Valdez, nuestro Tintan, que tantas películas protagonizó. Interpretó, entre otras cosas, la historia de Pito Pérez, escrita por Don José Rubén Romero, llena de anécdotas de ese personaje que nació en Santa Clara del Cobre, un pueblito de Michoacán. Tintan filmó varias películas en Acapulco, entre otras el Tintansón Cruzoe.

Otro campo de golf famoso en Acapulco es el Tres Vidas en el Puerto, cuyo dueño es un inversionista norteamericano que las siglas de su nombre son las mismas que se utilizaron para determinar el nombre de este desarrollo turístico en una zona muy apreciada de Acapulco.

.

EN PUERTO VALLARTA

El golf en Puerto Vallarta también tiene su historia, el desarrollo de Nuevo Vallarta se inauguró precisamente con el campo Flamingos creado por Percy Clifford, un gringo que también diseñó el campo del Club México en la capital azteca.

Es carísimo el mantenimiento de un campo de golf. Para su sostenimiento, el director del Fideicomiso de Nuevo Vallarta propuso a la Asociación de Hoteles y Moteles de Puerto Vallarta se cotizaran cada mes con tres mil pesos por hotel. Al “fin y al cabo” el campo de golf atraería también turismo a Puerto Vallarta.

Al entonces presidente de la Asociación de Hoteles, Juan José Loredo León, se le hizo escandalosa la cifra que se reuniría con esa aportación de por lo menos 20 hoteles, Loredo desechó la propuesta y dijo que para esa condición mejor juntarían el dinero para crear un campo en terrenos de Puerto Vallarta, que solamente ocurrió con la creación de ese campo en la zona de Marina Vallarta.

Finalmente se fusionaron turísticamente Nuevo Vallarta y Riviera Nayarit con nuestro destino turístico para atraer cada año una cantidad cercana a los tres millones de turistas. El golf creció en nuestra zona, se cuenta hoy con nueve campos de golf, con desarrollos turísticos de muy alta calidad, con visitantes muy famosos en donde se incluye incluso al Presidente, Enrique Peña Nieto, y artistas de fama internacional.

En estos campos juegan Los Rufianes e integrantes de la liga vallartense de golf.