Falta orden en parque nacional Los Arcos

Parque Marino Los Arcos carece de observancia en el reglamento por parte de ciertos prestadores turísticos.

.

  •  El exrepresentante de prestadores de servicios turísticos reconoció que es cuestión de conciencia replicar el caso de las Islas Marietas.

.

Por Eugenio Ortiz Carreño
Riviera Nayarit

.

Para Saúl López Orozco, replicar el caso de regulación que se logró en las Islas Marietas, en el Parque Nacional Los Arcos, requiere de la coordinación de una autoridad y de una mayor conciencia de los prestadores de servicios turísticos, tanto de Puerto Vallarta, como de Mismaloya, Yelapa y Quimixto.

Quien ha fungido como presidente de la Asociación de Prestadores de Servicios Turísticos de Bahía de Banderas, agrupación en la que se aglutina a todos los lancheros dedicados a realizar paseos turísticos, comentó que se lograron algunos avances, porque ya se vendían brazaletes como en las Marietas, para recaudar recursos.

Agregó que se ha estado invitando de la misma manera que se está haciendo en cuanto a la Asociación Civil Bahía Unida, por medio de trabajo conjunto con Comisión Nacional de Áreas Naturales Protegidas (Conanp), Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales  (Semarnat), y la Procuraduría Federal de Protección Ambiental (Profepa), para replicar la experiencia en Los Arcos.

Con ese fin se ha invitado a todos los que son permisionarios del Área Natural Protegida de las Islas Marietas, donde todos se vieron obligados a cooperar o a ceder, porque hay quien pone orden y les dice a todos, que si no cumplen, simplemente no podrán tener acceso al lugar.

Igualmente en el caso de Los Arcos, hace falta trabajar más todavía en la conciencia, de los armadores o pequeños propietarios de lanchas, pangas, o taxis acuáticos, de Boca de Tomatlán, Mismaloya, Yelapa y Quimixto que entren también en este tenor.

Es a conciencia pero hay que hacerlo, porque ahorita es invitación a hacerlo a los que vayan a esa área, para que empiecen a participar, pero en un momento más adelante ya será una obligación de todos y que todos cooperemos en este ordenamiento.

Reconoció que la reglamentación ya está trabajando y operando en lo que es Marietas y se inició la implementación en Los Arcos, y en un inicio, se hizo una prueba, aplicando la normatividad de Marietas en Los Arcos, pero no se ha concretado al 100 por ciento, no se ha completado.

Incluso en un inicio se colocaron boyas para delimitar áreas de bañistas, así como el horario de las embarcaciones tanto mayores como menores, porque tenemos diferentes capacidades, lamentablemente en temporada de verano no se respetó, y de parte de algunos se argumentó que la normatividad es “muy estricta”.

La ventaja en el caso de Marietas, insistió, es que ahí la tiene a cargo la Comisión Nacional de Áreas Naturales Protegidas, es decir, hay un representante de gobierno que da los lineamientos, y en el caso de Los Arcos, se encuentra la capitanía de Puerto que nos da los permisos y también Semarnat, pero no hay una autoridad que aplique la reglamentación.

.

Muelle de Los Muertos

El mismo problema se tiene en el Muelle de Los Muertos, donde hace falta darle mantenimiento, pero no existe el liderazgo que coordine las acciones. Saúl refirió que por parte de los lancheros tratan de hacer su mejor esfuerzo porque saben que es su fuente de ingresos.

Entre los esfuerzos que se hacen, están pendientes algunas reuniones con la asociación de vecinos del área de Olas Altas, para en conjunto buscar una solución, porque las autoridades tanto municipales, estatales y federales, le metieron lana, pero como se dijo en su momento, falta el mantenimiento.

En este caso, abundó, el directivo de embarcaciones turísticas, el mantenimiento es responsabilidad de los usuarios. Agregó que ha hecho la propuesta para que la Administración Portuaria Integral debe tomar en sus manos el asunto; incluso el municipio también y cobrar un peaje de donde saldrían los recursos para el mantenimiento.

Apuntó que es imposible darle mantenimiento a una estructura como el muelle, si no hay recursos disponibles, “eso es imposible, tenemos que buscar los recursos, todos pagar el peaje”.

Dijo que en general, el muelle es una estructura que quedó muy bonita, pero recalcó, hace falta darle mantenimiento y además, es necesario hacerlo más accesible para otro tipo de embarcaciones, para poder desembarcar ahí mismo la gente, para que la gente regrese ahí mismo en las tardes.

En la actualidad no se puede desembarcar, solo por la mañana, pero por la tarde no, porque el oleaje le pega y puede voltear la embarcación; golpea la ola, llega muy fuerte y lo que se ocupa hacer es crecer un poco más el muelle, y tener un muelle flotante, para que la embarcación se mueva conforme se mueve el oleaje, y que no esté paralelo a la ola. Son detalles técnicos que hicieron falta en su momento, pero se pueden volver a arreglar, concluyó.