CiudadLocal

Dólar a la mexicana

  • Tiendas de conveniencia tomaron el dólar en 18 pesos, cuando el precio establecido era de 18.66 pesos ese día.
  • En tres diferentes casas de empeño se constató que ofrecían dólares por 18, 18.30 y 18.60 pesos por unidad.
  • En este negocio de venta de café el dólar se toma a 17.70 pesos.
  • Las casas de cambio hacen su “agosto” a costa de los turistas y residentes extranjeros.
  • Tomamos su dólar en 18.30 y 18.40 pesos en un día en que el valor de la divisa verde era de 18.66 pesos.
  • Tomamos su dólar en 18.30 y 18.40 pesos en un día en que el valor de la divisa verde era de 18.66 pesos.
  • Turistas y residentes extranjeros, afectados por el tipo de cambio en negocios y tiendas de cambio.
  • En Puerto Vallarta comercios y restaurantes reciben el billete verde al precio que ellos quieren, ignorando la paridad bancaria diaria.

.

Por José Reyes Burgos
y Juan Carlos Garda

.

Cuando se ingresa a la zona céntrica de Puerto Vallarta bien podría tenerse la sensación de estar realizando un viaje hacia atrás en el tiempo, o ser gobernados por un régimen dictatorial que aprecie su moneda de forma artificial. ¿La razón? Que las casas de cambio, restaurantes y negocios de esta parte de la ciudad no respetan el precio del dólar frente al peso y toman el billete verde a conveniencia propia.

Así lo pudo comprobar en un recorrido este diario, que realizó un día de esta semana para constatar una situación que la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco) advirtió, y es que varios negocios no compran el dólar al precio que el mercado cambiario oficialmente lo coloca todos los días de manera establecida, de acuerdo con la economía y los bancos centrales.

La citada dependencia había anunciado operativos y sanciones para aquellos comercios que no compraran dólares al precio que diariamente tienen; sin embargo, Vallarta Opina pudo constatar -en un día en el que el dólar se compraba en 18.66- que por ejemplo una conocida cadena de tiendas de víveres y alimentos ofrecía comprar el billete estadounidense en 18.40 pesos en una de sus sucursales, mientras en otra tan solo dos cuadras después, ofrecía 18.00 pesos.

Asimismo, una famosa cadena de tiendas de café ofrecía recibir un dólar, ese mismo día, a 17.50, casi un peso entero abajo del valor oficial del mercado cambiario.

En tres casas de empeño visitadas, una ofrecía dólares por 18.00 pesos, otra en 18.60 y la siguiente en 18.30 pesos por billete verde.

.

IGUAL EN BARES Y RESTAURANTES

Un bar visitado recibía el dólar por 17.00 pesos justos, mientras otro pedía incluso 16.00 pesos. Una cadena de hamburguesas muy conocida recibía el dólar a ¡15 pesos!, mientras su competencia sí lo aceptaba a los 18.66 de esa jornada.

Todo parece indicar que, con el objetivo de incrementar moderadamente sus ganancias en sus ventas a extranjeros, pero también de hacer más práctica una venta, al manejar números cerrados, los negocios del centro de Puerto Vallarta han generado su propio mercado cambiario, basado en la costumbre de años pasados en donde el dólar valía menos.

Apreciar la moneda a propósito, como si se asumiera el papel de un banco central y un gobierno con extremo control de la política económica, se ha vuelto una práctica cotidiana para los comercios en esta ciudad.

De esta manera, turistas y residentes extranjeros que quieren gastar sus dólares o convertirlos a pesos, no estarían en realidad teniendo el poder adquisitivo que el mercado les proporciona en razón del estado que guardan sus economías de origen con la mexicana.

.

PROFECO INTERVENDRÍA

El jefe de Verificación de la Profeco, Guillermo Rubio, informó a restauranteros en el marco de su desayuno mensual la semana pasada que es muy importante que tomen el dólar con la referencia del tipo de cambio de un banco de su elección, pero que no pretendan tomarlo con un menor valor pretendiendo lucrar con la paridad, puesto que no está permitido y se harían acreedores a sanciones y posibles clausuras.

Indicó que algunos bares y restaurantes del malecón han sido señalador por aceptar los dólares entre 17 y 18 pesos, en el mejor de los casos, pero no con la paridad real, lo que afecta a los consumidores extranjeros, que en ocasiones por desconocimiento o por ignorancia son afectados por los propietarios de los establecimientos o incluso por los meseros.

Señaló que estas verificaciones han sido ordenadas por la Profeco a nivel nacional como parte de la estrategia para defender los derechos de los consumidores, ya que en diversos establecimientos -como consecuencia del incremento en el precio de los combustibles- han aumentado precios sin autorización

Sin embargo, por los letreros de compra y venta de dólares afuera de muchos locales y la cantidad real en la que establecimientos reciben el billete de George Washington, parece ser que las declaraciones de la Profeco no causaron ningún tipo de alarma ni mucho menos acciones para prevenir las sanciones.