Gente PVRed Interna

Cambio de Timón

Habrá que concederle el beneficio de la duda para dar seguimiento a su estrategia en política, economía, social y cultural, donde se esperan grandes resultados.

.

Por Humberto Famanía Ortega

.

Tuve la gran oportunidad de conocer a Andrés Manuel López Obrador hace algunos lustros en Puerto Vallarta Jalisco, cuando mi hermano Luis Fernando Famania Ortega, contendió para la presidencia municipal con el PRD. Un hombre íntegro, sencillo, pero sobre todo con una habilidad para convencer con palabras, con un conocimiento real de la política en el país.

Una excelente impresión causó en quienes tuvimos la oportunidad de tratarlo personalmente, y sobre todo, sus mensajes llenos de un nacionalismo acendrado. Sin lugar a dudas, el compromiso con el pueblo es inmenso, y quién mejor que él que conoce totalmente las regiones de nuestra Nación  como la palma de sus manos.

Habrá que concederle el beneficio de la duda para dar seguimiento a su estrategia en política, economía, social y cultural, donde se esperan grandes resultados. El tendón de Aquiles será la inseguridad, corrupción e impunidad. Por otro lado, el adelgazamiento de la estructura gubernamental donde se encontrara con muchas resistencias. Lo mejor será transparentar todas las acciones que realice en su gobierno para el debido conocimiento del uso y destino de los recursos públicos.

.

Orden cordial

La coordinación con los estados deberá de ser cordial pero imponiendo orden y disciplina presupuestal, al igual con los municipios, en aquellos donde habitan millones de personas y realizan actividades productivas de alto nivel.

Lo importante radica en que el pueblo con conciencia eligió a un nuevo presidente de la republica que llegó arrasando históricamente su votación. El hartazgo no se hizo esperar, estamos ante el despertar de una nueva sociedad más demandante, que supo evaluar el trabajo de otras administraciones que no lograron convencer a las mayorías. Es un nuevo reto, que estamos seguros, no va a ser fácil cumplir a cabalidad con lo prometido en campaña electoral, pero sí estoy seguro que se notará un cambio en la conducción del país. Todos con ansiedad esperamos justicia distributiva para encontrar oportunidades de trabajo y seguridad con armonía para alcanzar prosperidad para todas las familias.

Es indudable que la transición democrática debe conducirnos a la construcción de un nuevo orden social y político. Por ejemplo, los temas sobre extrema pobreza y de la inclusión de la diversidad. La diversidad y pluralidad son y deben de ser temas centrales de la transición democrática en nuestro país. Tenemos que hacer que la ciudadanía sea realmente consciente, responsable, que participe en las políticas públicas, no solamente desde el voto, que participe en la construcción del proceso nacional del rumbo de la nación, una ciudadanía que pueda exigir. Pienso que es una de las tareas indispensables, por eso aplaudo que se reactive la consulta pública.

.

Una nueva etapa

Considero que ya se está avanzando y se vive una etapa decisiva de su historia. Estamos hablando y pensando en los procesos de modernización productiva, de apertura económica y de las reformas políticas ya realizadas, y de aquellas que están en camino. Es por eso que los partidos políticos deberán asumir la responsabilidad de realizar una lectura coherente de los retos y problemas que va a enfrentar y está enfrentado nuestra nación.

Ya terminaron las elecciones presidenciales, ahora a asumir con fortaleza todos aquellos planes y proyectos que nos integren a todos los sectores sociales, para encontrar soluciones concretas que respondan con acierto a las demandas y necesidades de la sociedad que se encuentra muy agraviada.

La verdad necesitamos que nuestro futuro presidente electo, Andrés Manuel López Obrador, parta de la consideración  de que la acción del Estado no deberá de circunscribirse al empleo de los métodos represivos, mucho menos si tales medidas se adoptan primariamente en sustitución de soluciones políticas ajustadas a derecho para establecer el orden jurídico y la paz. La población en general sigue mostrando su radical oposición al uso de la violencia con fines políticos, no hay, sin embargo, acuerdo acerca de sus causas ni tampoco de los procedimientos que deberían ponerse en práctica para alcanzar una solución pacífica a los conflictos, lo cual impide allanar el camino para diseñar verdaderas políticas nacionales en estas materias.

.

Compromisos

En sus compromisos de campaña AMLO, hablo al respecto el tema de globalización que apunta hacia la integración de la economía de América Latina con vistas a optimizar nuestra inserción en la globalidad. Ciertamente hablar de integración no es solo de hablar de integración económica. En otras esferas es necesario avanzar, pero teniendo en claro primero cuál sería el proyecto nacional que buscaría impulsarse y cuáles serían las opciones para lograrlo en el nuevo entorno global y regional. El fortalecimiento del multilateralismo pareciera conveniente como vía para enfrentar problemas comunes internacionales, equilibrar nuestras relaciones exteriores y lograr una mejor integración con el resto del mundo, pero en la práctica predominan en el entorno internacional, las prácticas de las reglas del juego de instituciones fincadas en el  unilateralismo y  en las decisiones de unos cuantos.

Pues bien respetados lectores, el hartazgo invadió todas las esferas de la comunidad mexicana, deseamos que esta nueva administración que inicia el primero de diciembre del 2018 entre con capacidad, emoción, creatividad, honestidad y organización. Existe una nueva esperanza de un cambio con rumbo verdadero,  mucha confianza en los ideales de un hombre que lleva luchando muchos años por construir nuevas reglas. Él perfectamente sabe que México se halla en una encrucijada, los viejos esquemas de la gobernabilidad autoritaria se han diluido, pero todavía no se logra construir un nuevo modelo de institucionalidad democrática que garantice el difícil equilibrio entre libertades públicas, gobernabilidad y bienestar social.

-.La gobernabilidad, transparencia, ética democrática, viabilidad económica, recuperación del medio ambiente, desarrollo social del país y el papel de México en el mundo, retos importantes que deberá de asumir Andrés Manuel López Obrador, seguramente saldrá avante si logra la integración de todos en base de una mayor productividad, distribución equitativa y bienestar para todos.-