Nicolás Maduro denuncia una agresión internacional

El gobierno de Nicolás Maduro se siente amenazado.

.

  • Se pidió a la ONU y al mundo que promuevan levantar las sanciones estadounidenses que han congelado los bienes.

.

Notimex
Caracas

.

El gobierno de Nicolás Maduro quiere “profundizar” su cooperación con las agencias de las Naciones Unidas en ámbitos en los que la economía venezolana “ha sido muy impactada por toda esta agresión internacional dirigida desde Washington”, dijo el ministro de Relaciones Exteriores de Venezuela, Jorge Arreaza, y aseguró que esto ya lo comentó al secretario general de la ONU, Antonio Guterres.

Sin embargo, insistió en que “no hay una crisis humanitaria” y no dijo si el país pidió a la ONU alimentos o medicamentos.

Arreaza declaró en una conferencia de prensa en Nueva York que pidió a la ONU y al mundo que promuevan levantar las sanciones estadounidenses que han congelado los bienes venezolanos.

Las sanciones han conllevado a un tremendo sufrimiento en Venezuela y si continúan dejarán a Donald Trump con sangre en las manos, argumentó.

El canciller dijo que Maduro quiere evitar un golpe de Estado o una “intervención militar y que no corra sangre tampoco de los jóvenes marines estadounidenses que se verían en una situación tan o más complicada que la de Vietnam”.

En cuanto a la oposición dirigida por Juan Guaidó, opinó que “está apostando a la violencia, a la guerra civil y al golpe de Estado”.

Arreaza puntualizó que el gobierno de Maduro ha llamado a la oposición a que “nos sentemos a dialogar”. Y aunque el gobierno “jamás ha puesto una condición”, indicó que la oposición debe “pasar por su proceso de independencia del gobierno de Estados Unidos”.

El ministro dio la conferencia de prensa tras participar en una reunión de tres horas con países del Movimiento No Alineado, de 120 miembros. Agregó que el movimiento se solidarizó con el gobierno de Maduro y con la no interferencia de asuntos internos de otros países, resaltando a grupos regionales del Caribe y el sur de África e Irán.

.

AYUDA HUMANITARIA

El líder opositor venezolano, Juan Guaidó, a quien muchos países han reconocido como presidente interino del país petrolero, fijó el 23 de febrero como el día para el ingreso de una anunciada ayuda humanitaria.

El opositor llamó este martes a sus simpatizantes a unirse a una gran red de voluntariado para ayudar en la distribución de los suplementos, que son acopiados en la fronteriza ciudad colombiana de Cúcuta y la brasileña Roraima.

El presidente Nicolás Maduro califica a Guaidó de “títere” de Estados Unidos que busca derrocarlo para apoderarse de la riqueza petrolera y afirma que la ayuda humanitaria no es más que un show que busca ocultar la injerencia de Washington.