El turismo nacional salva la temporada

Llega más turismo por la vía aérea a Puerto Vallarta.


  • En el aeropuerto reportan le llagada de vacacionistas de Monterrey y la Ciudad de México

Por Eugenio Ortiz Carreño
Puerto Vallarta

En opinión del transportista del aeropuerto, doctor Heriberto Sánchez Ruiz, turistas de Monterrey Ciudad de México y el Bajío, rescatan las bajas afluencias del turismo extranjero en el aeropuerto internacional de Puerto Vallarta.

Estimó que esta temporada veraniega, estará de 3 a 4 puntos porcentuales, por arriba a la inmediata anterior.

Afirmó “sin temor a equivocarme” que “tenemos una buena temporada de verano: el ‘bajón’ de vuelos es el ‘bajón’ que cada año se da, y como siempre, el turismo nacional es el que nos salva de las temporadas bajas, está llegando mucha gente de turismo nacional, tanto por vía aérea, como por carretera.

En general, insistió, “veo que esta temporada baja, se va a sentir menos que la anterior, porque los pocos vuelos nacionales están llegando llenos, además está llegando mucha gente por carretera…”.

Añadió que efectivamente “cada temporada baja las aerolíneas descansan a parte de su personal”, e incluso también los transportistas “descansamos a personal, paramos parte de la flota vehicular un promedio de 20 carros diarios de cada empresa dejan de circular”.

Sin embargo, los carros que quedan dan más vueltas, y medidas similares son normales de cada temporada baja. Pero recalcó que “se puede presumir, sin equivocación, que viene una temporada baja buena, incluso mejor que la del año pasado, hasta este momento andamos

3 o 4 puntos arriba de la inmediata pasada”.

Puntualizó que la gente viene de Monterrey, ciudad de México, Aguascalientes, Guanajuato, de Ciudad Juárez está llegando algo, algo de Zacatecas. Las aerolíneas que mueven este segmento de mercado son Volaris, Interjet,  Aeroméxico, todos los vuelos y Tar la aerolínea de Monterrey. La baja la afluencia de turismo extranjero, se sustituye por un incremento del flujo de turismo nacional”, reiteró.