CiudadLocalPortadaPrincipal

Temen que canal del libramiento se vuelva a desbordar

José Reyes Burgos
Puerto Vallarta


Hace un año, una fuerte lluvia cayó por la tarde en Puerto Vallarta e inundó de forma inusual el canal del libramiento, que se desbordó finalmente a la altura de la avenida Francisco Villa, pero la peor parte se la llevó la Plaza Santa María y un hotel ubicado en playa Flamingos, pues en ese punto el agua se salió del cause e inundó toda el área, y terminó por inutilizar al menos a 35 vehículos.

En esta parte del arroyo, dicho cuerpo de agua hace una curva, además la calle se encuentra con muy poco nivel de altura respecto al miso, por lo que es fácil que en una crecida todo quede inundado como hace un año. Empleados del hotel y comerciantes temen que la situación de repita y pierdan algo de su patrimonio.

En el área demás hay una explanada donde se realizan conciertos y que está llena de arena, se vuelve un verdadero charco de lodo que desahoga el agua hacia el arroyo y en una crecida del río, podría trasladar su contenido a las áreas que le rodean, que son el hotel y la calle. Ahí también se estacionan varios taxistas y autobuses de turismo que se mantienen al pendiente del canal, con similares temores.

Los videos y fotografías del percance de hace un año circularon mucho en redes sociales; un estacionamiento inundado y con automóviles superados hasta el techo, y personas tratando de mover carros para rescatarlos; además de una fuerte corriente de agua que arrastraba basura, recuerdan lo vulnerable que llega a ser el área en temporada de lluvias.

“Ahora en lluvias me da mucho miedo traerme mi carro, la verdad, porque si se desborda esto como el año pasado, está horrible, hubieras visto, esa tarde por fortuna puse mi coche allá en frente pero si lo hubiera traído no la cuento. Creo que se debe hacer algo, poner una barda, no se, pero ayer que llovió hasta miedo me dio ver la crecida”, dijo una comerciante de plaza Santa María, quien prefiere su anonimato.

El desnivel entre el cause del agua y la calle en este punto, es muy poco.

Así se vivió el desbordamiento el año pasado: