CiudadLocalPrincipal

Quieren hoteleros hacer “vaquita” para promoción

  • Hoteleros de la región perciben una próxima desaceleración turística en la región.

Hoteleros de la región perciben una próxima desaceleración turística en la región.


  • Hay inquietud por una posible baja en la afluencia de turismo por los próximos meses y proponen crear una “bolsa extraordinaria” de recursos para promoción

Bahía de Banderas
Eugenio Ortiz Carreño

Directivos de ventas y mercadotecnia de los diferentes hoteles de  Puerto Vallarta y Riviera Nayarit, sostuvieron una reunión donde se expresó la inquietud que existe por una posible baja en las áreas de ventas y reservaciones por los próximos ocho meses, como consecuencia de la baja en la promoción que significó la desaparición del Consejo de Promoción Turística de México (CPTM).

Por eso el sector hotelero regional se ha fijado la meta de reunir más de dos millones de dólares entre los dos destinos, aunque todo depende de la voluntad de los hoteleros. Se pretende convocar también a otras cámaras y asociaciones para que se sumen y crecer lo más posible esta “bolsa extraordinaria”.

“Estamos en ese proceso, y tendremos otra reunión el día miércoles y ojalá la próxima semana les tenga un poco más de noticias porque estaremos lanzando esa convocatoria”, dijo el director de la OVC de Riviera Nayarit.

Aclaró que esta bolsa será “totalmente independiente” de los recursos que se recaban a través del Impuesto al Hospedaje y que administran los Fideicomisos de Turismo en cada Estado.

Ante tal posibilidad, se propuso la creación de una “bolsa extraordinaria” de aportaciones voluntarias de las empresas hoteleras, así como de otros sectores como es la Canirac, e incluso aportaciones del Grupo Aeroportuario del Pacífico, y otras empresas, con el fin de reunir una bolsa de dos millones de dólares, para compensar la desaparición del CPTM.

Al respecto el director de la Oficina de Visitantes y Convenciones de la Riviera Nayarit, Mark Murphy informó que se pretende hacer una convocatoria durante los próximos dos meses, para promover el siguiente invierno. La idea es aprovechar que ya existe un caso de éxito que es la promoción conjunta de Puerto Vallarta y Riviera Nayarit y que se reconoce a nivel internacional.

Mark Murphy refirió que en los mejores momentos de la promoción, en los años de 2013 y 2014, la Riviera Nayarit y Puerto Vallarta llegaron a tener espacio en lugares de gran impacto publicitario de Nueva York, ya que el CPTM destinó hasta 15 millones de dólares a estos destinos, de una bolsa total de 150 millones de dólares para promocionar en el mundo a México como país.

Actualmente “estamos muy bien”, pero sin duda alguna, la actual afluencia turística que gozan los destinos es resultado de esa promoción que se hizo en años pasados. Por eso es más que evidente la necesidad de reforzar la presencia de los destinos en los mercados donde hoy están siendo ocupados por Barbados, Bahamas y República Dominicana, entre otros.

Mark Murphy comentó que se presentó en la Asociación de Hoteles un análisis de expertos que indican hasta un 30 por ciento, de desaceleración abierta o de llegada de turistas de Estados Unidos y Canadá, durante los próximos ocho meses.

Entonces “obviamente lo que estamos tratando de hacer es que  acolchonar esa posible pérdida. Lo que queremos es evitar esa pérdida”.

Lo importante, añadió, es que los empresarios de la región reconozcan y se den cuenta de la gravedad por la desaparición de los recursos del gobierno federal, y que se necesita buscar la forma de compensar esa pérdida.

Explicó que lo que se recabe será administrado por las Asociaciones de Hoteles, para hacer un plan de promoción, contratar una agencia externa y a través de un comité de transparencia se elija y se corra la campaña.

Apuntó que muchos empresarios aún no se enteran de este esfuerzo que es necesario hacer, y que el objetivo es trabajar para que estos destinos Puerto Vallarta y Riviera Nayarit, sigan creciendo y sigan siendo exitosos. Para eso es necesario mantener ese ritmo de promoción para seguir recibiendo la afluencia turística como en la actualidad.