¿Cómo contar una historia por medio de las cartas?

En algún momento, todos sentimos esa necesidad de conocer nuestro futuro y de ver que hay en nuestras vidas. De ahí nace la idea de que otras personas puedan contarnos la historia de nuestras vidas por medio de las cartas de Tarot. Las lecturas, no debes ser como si estuvieras leyendo un libro en donde tratas de descubrir algo, sino que más bien, debes hacer tu lectura desde el corazón de la otra persona.

Si tú quieres aprender a contar una historia, debes saber que hay pasos que tienes que aprender a hacer y poder seguir para poder tener una secuencia en la historia, y aquí te lo queremos mostrar.Lo primero que tienes que hacer es poder conectar con la persona, para poder sentir lo que hay en su corazón y así vas a poder fluir mucho más y sin ningún problema.

Si eres de los que está pensando si tienes que echar una tirada del tarot Si o No, lo mejor es que pruebes hacerlo. Para poder hacerlo, debes aprender a tejer una historia con las cartas de Tarot y de esta manera, podrás crear lecturas de Tarot altamente atractivas y significativas para tus clientes. Debes estar completamente relajado para poder conectarte con tu cliente y con el universo y así tendrás las mejores lecturas que hayas experimentado.

Puedes comenzar, contando la historia de la carta que te salga en la primera tirada y eso te va a dar el hilo para que comiences a tejer todo. Cada carta de Tarot contiene su propia historia única y esa historia nos ayudará a que podamos tener un mayor entendimiento de la lectura en general y, de esa manera, poder ver, lo que está sucediendo en la vida de la persona que estás haciendo la lectura.

Para cada tarjeta, puedes describir lo que estás viendo. ¿Hay personas en la tarjeta? ¿Qué están haciendo? ¿Qué objetos ves? ¿Por qué crees que están allí? ¿Qué hay en el fondo? ¿Qué hay en primer plano? le das respuesta a cada una de esas interrogantes, empiezas a generar la historia y todo depende también, como te mencionamos al principio, de la conexión que tengas con tu cliente.

Otro punto que tienes que tomar en cuenta es la direccionalidad. Muchas cartas en los mazos que comúnmente usamos presentan personas. ¿Pero sabías que la forma en que se enfrentan e interactúan entre sí puede ser muy reveladoras de la historia detrás de una lectura de Tarot? Cada una de esas imágenes, son las que te dan la apertura a la lectura y te brindan el hilo para que puedas seguir tejiendo.

Además, tienes que hacer conexiones habladas con tu cliente, para que ellos también te vayan dando direccionalidad en el tema. Sus sentimientos también te van a ayudar a que puedas ir dándole claridad a la lectura. Digamos que estás haciendo una relación de lectura del Tarot. Coloca una tarjeta a la izquierda, y una tarjeta a la derecha. Si ves que cuando pones las cartas, en ambos lados hay personas, ve y define como esas personas interactúan entre sí.

Finalmente, debes ver el fluir que existe en las cartas de Tarot, ya que esta es una técnica hermosa y divertida para contar la historia en una lectura de Tarot. Para ello, vas a usar los símbolos, elementos, personas, fondos y aun las energías que se manejan en el lugar de la lectura. Ve como cada uno de esos elementos se mezclan y cuál es la evolución que presentan.

Recuerda que la idea es que las personas puedan tener claridad en los temas que están buscando tener. Mayormente, siempre tienen que ver con su vida amorosa, su familia o su carrera laboral. Estas son las áreas en las que las personas quieren saber cómo les va y que pueden hacer para mejorar en caso de que estén pasando un mal momento.

Cuando logras darles claridad a las personas, de seguro siempre vendrá para que le ayudes, ya que a la final el Tarot no solo se trata de mostrarle el futuro a alguien, sino también de ayudarles a solventar esos problemas que ya de una manera no pueden solventar.