Por Eugenio Ortiz Carreño/Bahía de Banderas

Valle de Banderas, la cabecera municipal, está en obras y esa es la razón por la que la circulación vehicular está completamente desordenada. Al llegar al pueblo, justo a la altura de las oficinas del Sistema DIF, la circulación es desviada hacia una brecha que va al norte, hacia donde se localiza la llamada “presidencia de cartón”.

El problema es la falta de señalización, porque los conductores simplemente no es fácil que encuentren la calle adecuada para poder acceder al centro del pueblo, y son muchos los que llegan a la pista aérea, para desde ahí volver a buscar una calle que los lleve a la plaza principal.

Esa fue la razón por la que el tradicional mercado que se instaló a un lado de la iglesia y frente al domo ejidal, de la cancha de basquetbol, prácticamente se quedara sin puestos y sin clientes.

El movimiento fue escaso, ya que mucha gente dejó de ir a la cabecera por los problemas de circulación.

Los más afectados son los conductores de las camionetas Urban o Combis, que hacen el servicio de transporte urbano, entre los pueblos de Valle, hacia San José, El Porvenir y San Vicente, y el problema es que desde hace más de un mes, la calle Morelos también está levanta y en proceso de rehabilitación las redes de drenaje y de agua potable.

Los vecinos que tienen de salir a algún mandado fuera de sus domicilios, tienen que caminar sobre el arroyo o ir brincando en la banqueta que en varas partes están trozadas, o que han desaparecido y con riesgo de caer en alguna de las cajas de registro de drenaje que hay en cada domicilio.

Choferes del sitio ubicado en el extremo norte de la plaza, no se quejan porque fueron avisados con anticipación de que se iba a iniciar la obra, en la calle Hidalgo, y el problema es que llueva, porque se inundan todos los alrededores del pueblo.

El despachador de turno, comenta que efectivamente ahorita si hay problemas, todos los carros se están yendo por ahí, y no hayamos ni qué hacer, ni por donde arrancar. Las combis se van hacia la presidencia vieja o (presidencia de cartón), y por ahí le dan.

El problema es para quienes visitan esporádicamente el pueblo, para algún trámite en el ayuntamiento o para ver a algún funcionario municipal. Los visitantes que llegan en autos particulares no saben qué hacer, y se desvían hacia lo que fue la llamada presidencia de cartón y rodean casi un kilómetro para volver a entrar al centro y es que la circulación ya se hizo un enredo., reconocen los choferes.

El problema es que se habían avisado las autoridades que iba a ser como dos o tres días antes, pero no se hizo nada, y ahorita nomás de repente cerraron la circulación a la altura del DIF, y hacen a todos los vehículos circular por lo que podría llamarse “libramiento”, que es una brecha sin pavimento que lleva al norte.

La obra que está en proceso, es el levantamiento de todo el empedrado que hay en el acceso principal del pueblo, porque supuestamente se va a poner pavimento hidráulico, y lo que pasa es que están levantando las redes de agua y drenaje, y por eso tienen que cerrarlo todo, dicen resignados los choferes, que siguen tan destantiados como los particulares que llegan al pueblo por primera vez.

calledeingresoavalledebanderascerradaalacirculacionvial2 768x1024 - Calle de ingreso a Valle de Banderas, cerrada a la circulación vehicular

This div height required for enabling the sticky sidebar